La desmoralización de España: Algo más que una crisis económica.

El artículo que voy a comentar a continuación es un artículo del periodista de El País Andrés Ortega, fue publicado el 11 de Septiembre de 2012.
La verdad es que no hay mucha diferencia entre la situación en la que fue escrito el artículo y la de ahora porque el sentimiento de desmoralización es el mismo e incluso ha aumentado.

En este artículo el autor no habla solo de la crisis en España que comenzó con la caída del ladrillo y le siguió una crisis de la política sino que habla más bien de la crisis que sufrimos los españoles como ciudadanos de un país que cada vez va a peor.

Los políticos nos dicen que tenemos que ser pacientes, que todo pasará, que por ahora tenemos que apretarnos el cinturón para poder salir adelante. El gran problema de todo esto no es que los españoles no seamos capaces de colaborar con el gobierno sino que vemos que todo el peso se lo llevan nuestras familias, nuestros hijos, nuestros amigos; todos tenemos el cinturón apretado, todos nos estamos cohibiendo de tener lujos o de vivir como nos gustaría menos ellos, los mismos que dicen que todo estará bien, los políticos.

Creo que realmente el enfado de los españoles es con los políticos porque no vemos que ellos se “apliquen el cuento” sino que todo el peso de las reformas y de los cambios lo cargamos los ciudadanos de a pie mientras ellos se dedican a pasar sus vacaciones en el extranjero o a cambiar el dinero que han obtenido no tan legalmente a cuentas fuera de España.

La manera en la que nos miran los países, no solo europeos sino latinos, ha cambiado muchísimo desde que empezó la crisis porque antes nos veían como “La madre patria”, ahora somos uno de los peores países y ya nadie busca venirse a España en busca de nuevas oportunidades porque lo que está ocurriendo es que los españoles ahora buscamos oportunidades en esos países que un día emigraron aquí.

Eso lo comprobé este verano porque mi familia es colombiana y fuimos de vacaciones, recuerdo que antes de que empezara la crisis cuando decíamos que vivíamos en España todo el mundo se alegraba y pensaban que España era donde estaba el futuro, en cambio este año cuando decíamos que veníamos de España todo el mundo nos decía que como podíamos vivir en un país que estaba en la ruina.

Esa visión de España en el exterior empezó a calar en la mente y en el corazón de los españoles y no importa lo que intenten hacer los políticos o la familia Real por mejorar la imagen de España, el daño ya está hecho y es muy difícil que la baja autoestima española cambié porque ahora mismo los españoles no podemos ver las mejoras que hay en algunos sectores económicos cuando hay tantos

escándalos políticos y cuando nuestra familia Real últimamente siempre está en el ojo del huracán y es que ya no vemos a los políticos como ese elemento fundamental para resolver los problemas de un país sino que ahora los vemos como un problema más con el que cargar.
Mientras ellos discuten qué partido es mejor y cuál ha dejado una mala herencia, entre otras cosas, los españoles se están yendo a buscar las oportunidades que les niega su propio país a otro, lejos de sus seres queridos. Es lo que nos están obligando a hacer.

A todo esto se suma la percepción que tenemos de que dentro del Estado Español hay muchos estados más y cada uno mira por su beneficio, no hay un sentido de unidad es más bien egoísmo.
El día en que los políticos decidan dejar de jugar con el futuro de un país, el día en que apliquen la ley de igual manera para todos y sean transparentes, cumplan lo que dicen en sus programas electorales y busquen el bien común y no el propio, ese día España cambiará antes de que eso ocurra seguiremos siendo el hazme reír de toda Europa y del mundo.

Quizás estoy siendo negativa pero es que es difícil confiar en personas que han prometido darte un futuro en tu país y ver cómo no puedes hacer nada por evitar que poco a poco se carguen tu nación. Tampoco hacen nada para evitar que esos sentimientos negativos y de derrota se arraiguen en nuestros corazones pues con el pensamiento de que no podemos, nunca podremos.

Me gusta la manera de ver la crisis de Albert Einstein, sin duda alguna una visión que tendríamos que aprender:

La crsis segun Albert Einstein

Este es el discurso que deberían decir los políticos a los Españoles para intentar levantarnos el ánimo, no decir mentiras que lo único que hacen es desilucionarnos más.

– Estefany Hurtado B. –

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s